libro-main

El olor del papel de los libros

Comparte este artículoShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestPrint this pageEmail this to someone

El recuerdo de un viejo libro de matemáticas me invade dejando tras de sí un olor único, el de las hojas entrecortadas, algunas quemadas, hojas de papel que perduraron tras décadas y que sobrevivieron a varias guerras, a duros días de trabajo en el campo, a las inclemencias del tiempo, a las llamas del descuido y al maltrato de los ignorantes (lo peor que le puede pasar a un libro). El olor del papel de los libros se transforma pero no desaparece, aunque se manche de tinta electrónica.

A finales del año 2011 se vendieron más de 23 millones de lectores de libros electrónicos (en adelante ebooks), el mundo cerraba los ojos ante la catástrofe que eso supondría para el libro de toda la vida y al año siguiente la cifra de ebooks vendidos fueron radicalmente más bajas. Los principales críticos del mundo achacaban esa cifra a la baja por la cifra al alza de las tabletas vendidas. Supuestamente un gran número de usuarios utilizaban y utilizan su tableta para leer libros a través de aplicaciones como Kindle o Kobo. Puede ser, por supuesto que pudo ser una de las principales razones pero personalmente no me veo leyendo en mi iPad, lo he intentado pero las constantes interrupciones, notificaciones, etc… que recibo hacen que no me centre en lo que estoy leyendo, así que cuando lo hago, en pocas ocasiones, tengo que desactivar todo el entramado de notificaciones para poder concentrarme en mi objetivo, leer.

ebooks vendidosFuente: Statista

El sonido que producen las hojas al pasarlas o el sentir que un libro es tuyo y sólo tuyo, no en el sentido de la propiedad que todos conocemos sino que la historia es tuya, es única, es la que tu estás leyendo y no hay nada más alrededor que pueda echarte a un lado. Cuando lees en un libro electrónico uno puede llegar a sentir el dejar el capítulo por donde vas leyendo, cerrar libro y abrir otro, total seguramente tendrás más de un libro guardado en tu ebook, pero cuando tienes un libro de papel en tus manos, sintiendo sus tapas sobre tus manos, no hay nada que te aleje de la historia, no hay nada que pueda apartarte del sentimiento de los versos que lees. Es una sensación única.

El hecho de que el libro de papel de toda la vida sigue vivo es que hasta Amazon el mayor vendedor de ebooks del mundo a abierto su primera tienda física de libros y si Amazon abre una tienda física de libros ten por seguro que el negocio todavía funciona y es más me atrevería a decir que incluso mejorará con el paso del tiempo. El pasado año, en el 2014, Hewlett Packard llevó a cabo un estudio en la Universidad de San Jose en Estados Unidos y se determinó que la gran mayoría de los estudiantes preferían los libros impresos, concretamente el 57% de los encuestados, mientras que el 21% preferían la versión electrónica de los libros y el 21% restante preferían ambas versiones.

survey

Fuente: Publishersweekly

Dependiendo de qué tipo de libro se trate me gusta hacer anotaciones en el margen, cosas que me pueden servir para un futuro o bien porque me han llamado la atención y es una forma de tenerlas presentes para luego darle formato fuera del libro. No suelo hacerlo con novelas pero si con biografías y libros que hablan de la actualidad tecnológica y de cómo afecta esta a nuestro entorno. En el ebook es realmente frustrante tomar notas sin perder demasiado tiempo, lo siento pero ahí no hay nada como un lápiz, en cuestión de segundos, no más de tres, ya tienes la anotación que necesitas.

Otro de los estudios que se han llevado a cabo ha demostrado que los estudiantes que utilizan libros electrónicos tienes más problemas de comprensión que los que han utilizando libros impresos. Esto no quiere decir ni mucho menos que los que utilizan la versión digital no pueden aprender lo mismo, por supuesto que si pero en teoría les lleva más tiempo ya que la forma en que ambos tipos de alumnos interactúan con el escrito es diferente. Generalmente quienes leen en papel impreso lo hacen línea por línea mientras que en la versión digital avanzamos más rápido porque podemos llegar a lo que realmente queremos saber de forma que nos saltamos líneas e incluso en ocasiones párrafos completos. Eso ha sido demostrado por los profesores de psicología David Daniel y Kisztina Jakobsen quienes han investigado la efectividad de los libros electrónicos frente a los libros impresos mediante el comportamiento de los lectores.

Independientemente si es mejor o no leer en libro físico o en la versión digital, lo verdaderamente importante es leer, porque una sociedad que lee es una sociedad independiente, inteligente y por supuesto con más sabiduría.

Hay libros que han durado cientos y cientos de años, probablemente no haya ningún lector de libros electrónicos que dure más de 10 años.

Comparte este artículoShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestPrint this pageEmail this to someone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*